Sentir el camino en Villa La Angostura

A veces, siento que viajar en auto nos aísla de lo último que quiero aislarme cuando viajo: el camino. A veces, creo que las ventanas son pequeñas cuotas de paisaje que nos entran por los ojos pero, ¿qué hay del resto de los sentidos? ¿Qué hay de todo lo demás?

Estamos en un bosque con árboles eternos que se funden en un abrazo eterno. Es un abrazo fuerte, supongo, porque ni la furia del viento logra separarlos. Sin embargo, entre las hendijas que dejan libres las cortezas y las hojas, veo un lago turquesa que titila.

27122015-DSC_0305

El Parque Nación Los Arrayanes se creó en 1971 para proteger un bosque de arrayanes con árboles de 650 años y más de 15 metros de altura, que se diferencian por el color canela que tienen sus cortezas. Tiene una superficie de 1793 hectáreas y está ubicado en la Península de Quetrihué, en el lago Nahuel Huapi.

Acá estamos, y por esas veces en las que nos sentimos lejanos del camino, hoy decidimos recorrer este lugar en bicicleta. Además, es el cumpleaños de Baldo y decidimos que es una linda manera de festejarlo.

Es un camino con muchas subidas y bajadas y que -nos enteraríamos mucho después- es bastante complicado para hacer en bicicleta. Apenas empezamos a recorrerlo un cartel nos avisa que el primer kilómetro y medio no puede hacerse en bicicleta, por lo que es recomendable llevarla cargada bajo el brazo. Alzamos las bicicletas -pesadas, pesadísimas- y pienso que esto no se parece tanto al sentir de camino que imaginaba.

27122015-DSC_0328

El recorrido es de 11 kilómetros y termina en una pasarela de madera que se adentra en el bosque de arrayanes y desemboca en un puerto. Recién en el kilómetro 6 puedo sentarme en la bicicleta y quedarme ahí, sin tener que bajarme y volverme a bajar para alzarla con dificultad en unos brazos que el esfuerzo hace temblar.

Recién en el kilómetro 6.

Puedo sentir el camino. Sentir el viento que pedalea, empuja, avanza. El mismo que se desliza por mis piernas y brazos. Sentir el colchón de hojas quejarse cuando lo paso por encima. Sentir el sol que me inunda la cara. Sentir el olor de las flores que me transportan hasta un recuerdo de la infancia que no puedo evocar. Sentir los raíces de los troncos que me hacen rebotar en el asiento a medida que avanzo. Sentir a una mariposa blanca que se para en mi mano y me hace pensar en lo efímeras que terminan siendo todas las cosas.

27122015-DSC_0336

Sentir el camino, fundirse con el camino, saberse parte del camino.

A veces, siento que viajar en auto nos aísla de lo último que quiero aislarme. Pero ahora pienso que tal vez no hay nada que separar, no hay nada que fracturar. Tal vez nosotros también somos parte del camino. Tal vez nosotros también somos paisaje.

27122015-DSC_0291

27122015-DSC_0311

INFO ÚTIL
Valor del alquiler de bici por el día: 160 pesos
Valor de entrada al parque: 70 pesos
Duración del recorrido a pie: entre 2 y 3 horas (dificultad media)
Duración del recorrido en bicicleta: 3 horas (dificultad alta)
(los precios son de diciembre de 2015)
(Visited 214 times, 1 visits today)

Leave A Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *